Tener deudas no es divertido. Desafortunadamente, mucha gente se encuentra en esta situación, llevando los saldos de varias tarjetas de crédito al límite. Incluso si tienes deudas que te parecen insuperables, puedes eliminar las deudas de tus tarjetas de crédito por tu cuenta sin necesidad de utilizar un servicio de consolidación de deuda. Si bien creo que estas empresas de consolidación de deuda podrían ser útiles para algunos, lo que hacen, en su mayor parte, es cobrarte dinero por algo que podrías hacer por tu cuenta. En este artículo voy a hacer una revisión y renovación del artículo en que os enseñaba a tomar medidas, orientándolo a tarjetas de crédito. De esta forma os lo dejaré mas claro, en 7 simples pasos.

Estrategia de 7 pasos para reducir la deuda

Los siguientes pasos tienen cierta similitud con el método de reducción de deudas de la bola de nieve de la deuda del que os hablé hace unos días. Sin embargo, hay algunos consejos prácticos adicionales para hacer vuestro programa de reducción de deuda más eficaz.

1.- Haz una lista de tus deudas de tarjetas de crédito

Reúne todas tus tarjetas de crédito y haz una lista. En la lista anota el nombre de la tarjeta, lo que debes, la tasa de interés actual, y el número de teléfono de cada tarjeta. Aquí os dejo una muestra de hoja de cálculo de reducción de la deuda que podéis utilizar.

Eliminación-deudas-1

Nota:  En la imagen, la primera cifra es el saldo pendiente, la segunda cifra es el límite de crédito, y la tercera serie es la tasa de interés

2.- Llama a los emisores de tus tarjetas, pide una tasa de interés más baja, y comprueba las ofertas de transferencia de saldo

Llama a cada compañía y pide una tasa de interés más baja; también comprueba lo que te pueden ofrecer en términos de ofertas de transferencia de saldo. Si el primer representante del servicio de atención al cliente no es útil, puedes hacer dos cosas:

  1. Pide hablar con un supervisor,
  2. o cuelga y llama de nuevo.

Habrá buenas y malas repeticiones; no pierdas el tiempo con las malas. Si una empresa te da una mejor oferta, no dudes en compartir esa información con las demás (podría motivarlos a ser más generosos). Es parecido a lo que os comentaba al buscar hipoteca.

Consejos:

  1. No te limites a las compañías de tarjetas de crédito. Busca a otros prestamistas que te puedan ofrecer un mejor trato. Puedes tratar con las cooperativas de crédito, préstamos bancarios, financieras o redes sociales de préstamos.
  2. Si no puedes conseguir una buena oferta de las compañías de tarjetas de crédito existentes, considera la solicitud de una nueva y usa el truco de usar una tarjeta de crédito que, a ser posible, ofrezca transferencias de saldo al 0% de interés (aunque yo en España no he visto aun).
  3. Si el representante no se mueve lo suficiente, también puedes pedir hablar con un supervisor. Los supervisores suelen ser más complacientes y tener mas margen de maniobra para evitar perder un cliente, pero no siempre acceden a ponerse al teléfono.

Nota:  Este paso puede ser más difícil ahora, gracias a la coyuntura económica.

3. Ordena las tarjetas de la tasa de interés más alta a la más baja

Eliminación-deudas-2

Una vez que hayáis negociado las tarifas con las compañías de tarjetas de crédito, debéis actualizar las tasas de interés y ordenar las tarjetas desde las de más alta tasa de interés a las de menor. En nuestro ejemplo, la tarjeta A ofrece la tan preciada transferencia “0% TAE” *, las tarjetas B y C proporcionan una reducción del tipo de interés de cortesía, y la tarjeta D no se mueve.

* Como se señala más adelante, es probable que tengáis que pagar una tarjeta antes de la que le ofrece una transferencia de saldo 0%, por lo que su otra opción es solicitar una nueva tarjeta y a continuación, completar la transferencia.

4. Los saldos de transferencia de las tarjetas de más alto de interés a las bajas

Eliminación-deudas-3

La forma más rápida de ahorrar dinero es transferir los saldos de las tarjetas de alto interés a la de interes mas bajo*. Por ejemplo:

  • Trasladar 300 € desde la tarjeta D a la tarjeta A (ahora que ya la pagaste si fuera poco, ponerlo lejos)
  • Trasladar 500 € de la tarjeta de B a la tarjeta A (el gasto excesivo que fuera)

* Suponiendo que no hay cuota de transferencia. Si hay una tarifa, que tendrá que incluir la cuota de transferencia de saldo en su cálculo.

También hay algunas cosas que usted puede intentar:

  • Pregunta Una tarjeta para aumentar su límite de crédito, para que puedas transferir aún más a esa tarjeta.
  • Pregunte tarjeta D y tarjeta de B a reconsiderar, ahora que les has demostrado quién es el jefe

5. Presta todo lo que puedas a la tarjeta de más alta tasa de interés

Eliminación-deudas-4

Pagar el saldo mínimo en las tarjetas C y A, y concentrarse en pagar lo más que podáis de las tarjeta B. Supongamos que pagamos:

  • 100 € en la tarjeta B
  • 20 € en la tarjeta C
  • 20 € en la tarjeta A

Si una tarjeta ofrece un período de gracia “carencia”, no pagaríamos nada y pondríamos ese dinero para pagar la tarjeta de tasa de interés más alta. Sin embargo, hay que tener cuidado y no perder de vista cuando el primer pago se vence; muchas tarjetas con un plazo de carencia cobran retroactivamente los intereses para todo el período (desde el día 1) si llegas tarde.

6. Bola de nieve de la deuda

Eliminación-deudas-5

Una vez que la tarjeta B esté pagada, una bola de nieve se dirigirá para el pago mensual a la tarjeta de C. Por ejemplo:

  • 120 € en la tarjeta C (100 € de la tarjeta B y 20 € desde la tarjeta C).
  • 20 € en la tarjeta A.

7. Mantén tu bola de nieve de la deuda en marcha hasta que termines de pagar todo

Eliminación-deudas-6

Una vez que la tarjeta esté también pagada, la bola de nieve seguirá desde el pago mensual a la siguiente tarjeta de modo que tendrás que pagar 140 € por mes en la tarjeta A.

La entrada Cómo eliminar la deuda de tus tarjetas de crédito en 7 pasos aparece primero en Ganar Dinero :: Cómo Ahorrar en Internet.