Pese a las bajadas en los intereses que dan los bancos a raíz de la crisis, las nuevas cuentas de alto rendimiento son una buena opción para ahorrar y tener nuestro dinero seguro, lejos de la volatilidad de los mercados bursátiles.

La mayoría de la gente guarda su dinero en lugares seguros como por ejemplo, las cuentas de ahorro, los Bonos del Tesoro y los Certificados de Depósito por diversos motivos. Podría ser por temor a perder su dinero en la bolsa de valores, algo mas que posible con la actual volatilidad y mas si no tenemos la formación adecuada, la seguridad de saber que sus depósitos están asegurados por el gobierno o, al menos en las cuentas bancarias, para poder retirar fondos rápidamente (liquidez) cuando surge la necesidad (imprevistos, empeoramiento de las características, etc).

¿Qué pasa si necesitas el dinero? Los bancos online operan de manera parecida pero diferente a tu banco tradicional. Si no ofrecen una tarjeta de débito o cheques (casos raros, habituales en cuentas extranjeras), necesitas saber cuanto puedes tardar en conseguir los fondos en el caso de un aprieto. No obstante, a cambio de esa comodidad y seguridad, los intereses que obtendremos por lo general serán muy escasos por no hablar que no irán al ritmo de la inflación.

Cuando la economía estaba estable o incluso en auge hace unos años atrás, no era rara una tasa de interés del 5 por ciento o más para los Certificados de Depósito a largo plazo. Pero cuando apareció la recesión y comenzó a caer el índice de inflación, también lo hicieron los intereses. Ahora mismo, las cuentas de ahorro tradicionales por lo general entregan sólo una fracción del 1 por ciento de interés o menos, mientras que los Certificados de Depósito y Bonos del Tesoro no son mucho mejores que digamos.

Entonces, ¿cómo podemos conseguir mejores intereses para nuestros depósitos asegurados en la actualidad? ¿Funcionan las cuentas de alto rendimiento?

Pese a que con las cuentas de alto rendimiento generalmente obtenemos muy poco o ningún interés, en los últimos años el producto llamado cuenta corriente remunerada de alto rendimiento ha ganado en popularidad. Este tipo de cuentas a menudo pagan tasas de interés mucho mayores que las cuentas corrientes o de ahorro normales, o incluso que los Certificados de Depósito a largo plazo del mercado actual.

Además de pagar intereses más altos, algunas instituciones financieras que ofrecen este tipo de cuentas por lo general reembolsan cada mes una suma determinada de las tarifas de las transacciones cobradas por otros bancos por utilizar sus cajeros automáticos. Para las instituciones más pequeñas, esto ayuda a compensar el hecho de no contar con su propia red extensiva de cajeros automáticos.

Sin embargo, las cuentas de alto rendimiento generalmente tienen algunas restricciones, como son:

  • Una cantidad mínima de compras mensuales o pagos en comercios con tarjeta de débito (entre 10 y 15, por norma general).
  • Depósitos directos (como un cheque de nómina) y/o transacciones de débito automático (por ejemplo, cuotas mensuales o recibos de gimnasio).
  • Emisión de estados de cuenta electrónicos únicamente, sin libreta.
  • En algunos casos puede haber incluso un límite en los saldos de cuenta elegibles para el alto rendimiento (normalmente 25,000 euros o en otros casos algo menos); por encima de ese límite, la tasa que se aplicaría al resto podría ser mucho menor. (Por norma general, no se requiere un saldo mínimo de cuenta, como sucede a menudo con las cuentas corrientes normales para evitar las comisiones.)
  • Las cuentas pueden estar limitadas a clientes locales únicamente, a pesar de que muchas están disponibles nacionalmente (este punto interesa por que la mayoría de este tipo de cuentas se ofrece fuera de nuestras fronteras).

Si no cumplimos con todos los requisitos en un determinado mes, la tasa de interés que nos pagarán para ese mes podría caer significativamente, aunque por lo general vuelve a repuntar una vez que reúnas nuevamente todas las condiciones. Confirma que tu información es encriptada y no puede ser vista por nadie más.

Ten en cuenta también otros factores al considerar las cuentas de alto rendimiento:

  • Las tasas de interés son variables, por lo tanto, estate atento a los avisos de cambios de interés.
  • Compara todas las tarifas con las que pagas por tu cuenta corriente actual.
  • Realiza un seguimiento constante de tu saldo para asegurarte de que este cubra todas las transacciones de tu tarjeta de débito; de lo contrario, los cargos por descubierto podrían absorber los intereses obtenidos (aunque este tipo de gastos se suelen poder recuperar).
  • (En caso de Bancos Americanos) Asegúrate de que el banco sea miembro de la Federal Deposit Insurance Corporation (Corporación Federal de Seguros de Depósitos) para que tenga asegurado hasta $250,000 por depositante, por institución. Busca el enlace “Bank Find” en http://www.fdic.gov.
  • (En caso de Bancos Americanos) La National Credit Union Administration (Administración Nacional de Cooperativas de Crédito) proporciona una cobertura similar a las cooperativas de crédito. Busca el enlace “Find a Credit Union” bajo la pestaña “Data and Services” en http://www.ncua.gov.

Hay cantidad de sitios de Internet que rastrean bancos y cooperativas de crédito que ofrecen cuentas corrientes de alto rendimiento, como por ejemplo, http://www.highyieldcheckingdeals.com, http://www.checkingfinder.com y http://www.bankingmyway.com.

No te harás rico con los intereses que obtengas de este tipo de cuentas, pero en esta economía tan convulsa cada euro es de suma utilidad.

La entrada Consigue mayores intereses con las cuentas de alto rendimiento aparece primero en Ganar Dinero :: Cómo Ahorrar en Internet.