La entrada ¿Cómo robar wifi sin programas? Con una antena Wifi largo alcance aparece primero en Mi Operador.

 

¿Cómo robar wifi sin programas? Con una antena Wifi largo alcance

Este artículo que he titulado “¿Cómo robar wifi sin programas? Con una antena Wifi largo alcance” lo he escrito para que cada uno de vosotros compruebe la seguridad de su propia red wifi y no para que entre en la de los vecinos, que quede claro.

¿Cómo robar wifi sin apps o software? Con una antena Wifi largo alcance

Cuando un “malvado y malencarado hacker” quiere entrar en una red wifi cualquiera, lo primero que hace es buscar las redes wifi abiertas, sin password, que hay disponibles en los alrededores. Una herramienta muy habitual que suelen comprar es una antena wifi largo alcance: cuesta algo menos de 100 €, para los que no sabéis lo que es, sería una como la de la imagen de arriba (aunque hay muchos modelos). Una antena wifi de largo alcance tiene unos 15 metros de cable (la puedes colocar en la azotea, la ventana o en la terraza), y capta todas las redes wifi en 10 Km a 20 Km o más. Además es perfectamente compatible con los programas que luego indicaré. Añadir que al comprar la antena wifi de largo alcance esta suele incluir varios programas o software para detectar mejor las wifis y poder hackearlas (aunque no siempre).

Una de las principales ventajas para el hacker al navegar con wifis ajenas es que si comete algún delito, informático o no, este deja registro de la IP de la red hackeada (un rastro que lleva a otra persona, el dueño de la red), y no de la IIP del hacker. Antes, nuestro “malvado y malencarado hacker” tenía que ir con su portátil en el coche hasta una zona con muchas redes wifi, buscar aparcamiento, encontrar alguna wifi abierta, entrar, cometer delitos, apagar el portátil y volver a su casa. Ahora, con las antenas wifi de largo alcance (y los dispositivos móviles con apps diseñadas para ello), que podéis comprar en casi cualquier sitio, se están volviendo más vagos.

Si las compráis, espero que sea sólo con fines didácticos, y únicamente para probar la seguridad de vuestra red y las redes de vuestros vecinos, para luego poder avisar a los que no tengan clave en su wifi para que la pongan ¿verdad? Porque con estas antenas se pueden detectar cientos de redes wifi cercanas… y siempre hay algún incauto que no pone ninguna contraseña (aunque cada vez menos).

Por lo tanto, lo primero es tener contraseña en tu wifi, para que el “malvado y malencarado hacker” vaya a lo fácil y se intente meter en otras redes wifi’s sin contraseña en lugar de entrar en la tuya. Aunque si tiene interés en entrar en la tuya, con un buen programa, tardará 4 o 5 minutos en entrar tengas o no contraseña.

Lo segundo que hace el “malvado y malencarado hacker” es buscar otras redes de wifi semi-abiertas. Estas serían asociaciones de personas que comparten su wifi con todos los de su misma “comunidad”. Por ejemplo: la (antes bastante concida) comunidad FON, en la que compras un aparato que permite que todos los que tengan el aparato FON puedan acceder a tu red, y tú puedes acceder a las redes de todos los que tienen su dispositivo o modem, router FON… Además cualquier usuario podía tener 15 minutos de wifi gratis solo por registrarse, y te pagaban si alguno compraba mas tiempo. Es una forma de tener una wifi en casi todos los sitios, según lo extendida que esté la comunidad, claro está. Algunas de las principales de este tipo de redes serían:

  • QueWifi, que ya supera los 15.000 puntos de acceso para toda España
  • FON Maps, con más de 1,5 millones puntos FON en todo el mundo
  • WeFi, una curiosa comunidad para compartir puntos de acceso libres
  • HotSpotr y JiWire, excelentes si viajas al extranjero

La entrada ¿Cómo robar wifi sin programas? Con una antena Wifi largo alcance aparece primero en Mi Operador.